Estiramientos zona cervical

Es recomendable hacer los tres siguientes ejercicios frente a un espejo para evitar compensaciones con el otro lado. Tenemos que vigilar bien que el hombro contrario no suba hacia la oreja, siempre llevarlo hacia abajo. Se pueden hacer tanto de pie como sentados, lo importante es mantener la espada bien recta todo el tiempo.

1. De pie o sentado, llevar el cuello lateralmente hacia un lado ayudándonos de la mano (llevar la oreja al hombro). Aguantar el estiramiento durante 45 segundos. Hacer de ambos lados. Realizar 3-4 veces

2. Con las manos entrelazadas por detrás de la cabeza, por encima de la nuca. Tirar de la cabeza para llevarla hacia abajo sin mover el tronco hasta que notemos la tensión por detrás. Aguantar el estiramiento 45 segundos. Realizar 3-4 veces.

3. Llevar barbilla hacia la rodilla contraria y ayudarnos de la mano para forzar un poco el movimiento. Ir hasta que notemos de nuevo la tensión en la zona posterolateral. Aguantar 45 segundos y hacer 3-4 veces de cada lado

Los siguientes ejercicios los podremos realizar para fortalecer la musculatura cervical que nos ayudará a su vez a reducir las molestias. Igual que los ejercicios anteriores se recomienda realizarlos frente al espejo y todos ellos en 3 series de 10 repeticiones. Estos ejercicios recomendamos hacerlos sentados.

Todos los ejercicios se realizarán de igual manera, la única diferencia será el dónde pondremos la resistencia y hacia donde dirigiremos la fuerza (contracción muscular).

Colocaremos la mano primero como vemos en la imagen A, realizaremos un empuje directo con la frente hacia las manos, pero es importante que no exista movimiento de estas, mantendremos esa fuerza ligera durante 6 segundos. Entre repetición y repetición descansaremos el mismo tiempo (6 segundos) y repetiremos lo mismo 10 veces.

Después colocaremos las manos en posición B y haremos lo mismo. Así con todas las posturas que indicamos en la imagen.